Los Hombres Somos...

Started by **JLR**, September 16, 2010, 04:12:38 pm

Previous topic - Next topic

0 Members and 1 Guest are viewing this topic.

**JLR**

September 16, 2010, 04:12:38 pm Last Edit: December 28, 2010, 06:34:48 pm by **JLR**
COMO EL CAFE.... :lol2:
Los mejores somos ricos, calientes, con cuerpo y te mantenenos despierta toda la noche.

COMO EL CHOCOLATE... :lol2:
Dulces, suaves. y generalmente se van directo a tus caderas.

COMO LAS BATIDORAS... :lol2:
Crees necesitar uno pero no sabes para qué..

COMO LAS HIELERAS..  :lol2:.
Llénalos de cerveza y te lo podrás llevar a donde tu quieras..

COMO LAS FOTOCOPIADORAS... :lol2:
Solo sirven para reproducir...

COMO LAS PINZAS PARA EL PELO... :lol2:
Siempre están calientes y enredados en tu pelo....


COMO LOS HOROSCOPOS... :lol2:
Siempre te dicen qué hacer y generalmente están equivocados.

COMO EL RIMEL... :lol2:
Se corren a la primera lágrima.

COMO LAS MINIFALDAS... :lol2:
Si no tienes cuidado...se te suben por las piernas.


COMO EL CLIMA... :lol2:
Nada se puede hacer para cambiarlo.

COMO TORMENTAS DE NIEVE... :lol2:
Nunca se sabe cuando vienen,
cuántos centímetros tendrá
y cuánto pueden durar.

COMO EL CEMENTO... :lol2:
Después de esparcidos...
tardan un rato en ponerse duros...

COMO AUTOS USADOS...  :lol2:Fáciles de obtener, baratos y nada confiables.

COMO LAS PIZZAS... :lol2: Llamas por teléfono
y en media hora están calientes en tu puerta.

COMO LAS VACACIONES... :lol2:
Nunca son lo suficientemente largas... jajajajaja :-)x :-)x


COMO LAS ASPIRADORAS...
Van directamente hacia el polvo , sin comtemplaciones...

                  :-)x :>D :-)x :>D :-)x :>D



El amor es la razón de ser de toda una vida, la razón de ser una lágrima, de un sacrificio, de una superación, de una esperanza, de una ilusión. La razón de un perdón y de una entrega total. Amar es entregarse sin reservas, sin egoísmo, sin pedir nada a cambio, simplemente amor. porque donde vive el amor, no muere jamás la esperanza. Porque la verdadera vida comienza cuando el amor es una REALIDAD.

                       J. López